Política de Cookies

Este sitio web utiliza cookies que facilitan la navegación, el registro y la recogida de datos estadísticos.
Al proseguir la navegación con cookies activas está accediendo a su uso.
La información almacenada en las cookies es utilizada exclusivamente por Regar. Leer más

Entendido

Reporte anual sobre el Sistema de SGRs de Argentina de Moody´s investors service

Las Sociedades de Garantías Recíprocas de Argentina (en adelante "SGRs") son entidades de objeto especial creadas dentro del marco legal de la Ley de Pequeñas y Medianas Empresas (empresas "Pymes" en adelante), la cual fue aprobada en el año 1996. Las SGRs brindan garantías financieras para ayudar a las Pymes a obtener préstamos bancarios u otro tipo de financiaciones a través del mercado de capitales en mejores condiciones (mediante por ejemplo una menor tasa de interés o mayores plazos) de las que podrían obtener de otra forma. Mediante estas garantías, la SGR asegura al acreedor y/o al inversor que, en el caso de un incumplimiento en el pago de una obligación financiera por parte de un deudor, la SGR efectuará el pago de las sumas incumplidas. Los bonos o títulos valores de fideicomisos garantizados por las SGRs conllevan típicamente las calificaciones de fortaleza financiera de las SGRs que le otorgan el soporte o garantía financiera. Además, las SGRs brindan servicios de asesoramiento técnico a sus asociadas Pymes.

Las principales consideraciones crediticias para este sector son las siguientes:

»  Tras una reducción en la cantidad de entidades en 2011, el sector de las SGRs se encuentra bien posicionado para continuar con su crecimiento. Los incentivos impositivos existentes y el marco regulatorio estable que regula la actividad de las SGRs aumentaron el interés por parte de los inversores en ellas, posibilitando la entrada de nuevos jugadores. Además, la economía Argentina podría estar por iniciar una modesta recuperación de su crecimiento después de dos años de una pobre variación del PBI, lo cual reducirá el riesgo crediticio de estas entidades y alentaría la demanda de garantías.

»  Las SGRs han aumentado su grado de visibilidad en el mercado de capitales a través de los años. Esto fue logrado especialmente por una mayor exposición a instrumentos garantizados emitidos por las Pymes por parte de los fondos comunes de inversión denominados "Cheques Avalados".

»  Una adecuada capitalización, un bajo apalancamiento y pérdidas crediticias limitadas refuerzan la capacidad del sector de continuar creciendo. Debido a que las SGRs están orientadas a operar en forma similar a un esquema de mutuales, más que a entidades con accionistas, las mismas continúan recibiendo aportes de capital desde sus socios protectores, a pesar de su escasa rentabilidad. Las regulaciones establecen que el indicador de garantías vigentes a inversiones no debe exceder 4x, nivel que les ha ayudado a contener sus riesgos. Sin embargo, este apalancamiento sería significativamente mayor si se evaluara sobre una base ajustada por riesgos, incluyendo las expectativas de incumplimiento crediticio tanto de la cartera de garantías vigentes de las Pymes de las SGRs como la de sus inversiones, las cuales son predominantemente en bonos soberanos en moneda local.